Depresión en ancianos, una grave afección muy común

Lamentablemente la depresión es una afección mental que afecta a todos los rangos de edad, incluyendo indudablemente a los ancianos. Existen numerosos casos de ancianos que han sido diagnosticados de este tipo de problemas, mientras que otros muchos padecen de esta afección de forma encubierta, especialmente en el ámbito geriátrico.

La depresión en el anciano es considerado una problemática de grandísima magnitud para la salud pública. Es importante saber que en torno a un 15-20% de las personas mayores de 65 años de edad han sufrido episodios de depresión en alguna etapa. Un dato importante es que el suicidio es particularmente elevado en varones que superan los 65 años de edad, quienes representan casi el 80% de las muertes producidas por este motivo.
2013-06-13 12 15 40
Los ancianos que presentan depresión sufren una serie de consecuencias asociadas que repercuten directamente en su vida, como una baja calidad de vida, soledad, deterioro cognitivo, alto riesgo de depresión crónica, aumento del uso de los servicios de salud, deprivación social, e incluso, como ya se ha mencionado, un alto riesgo de suicidio. Por desgracia, en ocasiones no se detecta este problema por lo que no se trata ni médica al anciano.

Por normal general, los síntomas de la depresión suelen ser mucho acentuados que en personas jóvenes, destacando especialmente pérdida de peso, insomnio, pérdida de apetito o fatiga, entre otros. Existen múltiples enfermedades, como ocurre con el Alzheimer, que provocan el desarrollo de depresión. Hay que ser cuidadosos con las medicaciones que se ingieren, ya que existen algunos fármacos que pueden provocar efectos parecidos a la depresión, o bien empeorar los síntomas de ésta.

Abuelos, padres, hermanos, amigos, si crees  que una persona mayor de tu entorno puede padecer un problema de depresión, anímala a acudir a un psicólogo que ponga fin a los episodios de depresión y permita llevar una vida plena y satisfactoria a aquellas personas tristes y hundidas anímicamente.